Virus del Papiloma Humano (VPH)

¡Comparte esta información!

Dr. Heriberto Montoya

El Virus de Papiloma Humano VPH (o más correctamente, los VPH, porque existen más de 200 tipos) son virus muy comunes. 

FACTORES DE RIESGO ASOCIADOS A CANCER DE CUELLO UTERINO

  • Inicio de vida sexual antes de los 18 años 
  • Múltiples parejas sexuales 
  • Infección por VPH 
  • Tabaquismo 
  • Infecciones de transmisión sexual 
  • Pareja sexual masculina infectada por VPH 
  • Tener una pareja que ha tenido múltiples parejas sexuales 
  • Mujeres menores de 30 años sin antecedente de control citológico 
  • Deficiencia de ácido fólico 
  • Mujeres inmunocomprometidas 

Se trata de la infección de transmisión sexual más frecuente en todo el mundo, hasta el punto de estimarse que 4 de cada 5 personas sexualmente activas contraerán el VPH en algún momento de su vida. 

La infección crónica por VPH es la causa principal de cáncer de cuello uterino en las mujeres.

FACTORES DE RIESGO

  • Inicio de relaciones sexuales a edad temprana
  • Antecedente de múltiples parejas sexuales y enfermedades de transmisión sexual 
  • El uso correcto y frecuente de condones sirve para reducir el riesgo de transmisión del VPH genital. 

El factos mas importante que por sí solo se asocia con el cáncer de cuello uterino invasivo es nunca o rara vez haberse sometido a pruebas de detección del cáncer de cuello uterino.

¿CÓMO SE TRANSMITE EL VPH?

El VPH se transmite predominantemente por vía sexual, en relaciones sexuales vaginales, anales y orales, si bien existen otras formas alternativas de transmisión (materno-fetal y por material o ropa íntima contaminada); no obstante, las vías de contagio no sexuales son muy infrecuentes. 

Muy ocasionalmente una mujer embarazada e infectada por el VPH puede transmitirlo al recién nacido durante el parto, en cuyo caso el bebé podría presentar infección en la boca, la laringe o la garganta. 

¿CUÁLES SON LOS POSIBLES RESULTADOS ASOCIADOS CON INFECCION GENITAL POR EL VPH?

En la mayoría de los casos, la infección por VPH es asintomática, transitoria (corta duración) y puede pasar desapercibida (silente).

  El restante de las infecciones por VPH se consideran infecciones virales persistentes, con manifestaciones clínicas muy diversas que comprenden desde simples verrugas comunes en la piel  y otros procesos benignos o condilomas acuminados, las cuales pueden regresar espontáneamente hasta en un 40-60% de los casos, que si no son tratadas pueden progresar y conducir indefectiblemente a cáncer de cérvix.

Se caracterizan por ser lesiones papulares, generalmente múltiples, de tamaño y coloración variables, que se asientan en las regiones genital y perianal. Se describen como protuberancias carnosas, blandas e indoloras, con una forma como de coliflor en miniatura. 

DETECCION CON CITOLOGIA CERVICOUTERINA

Se trata de un procedimiento en el cual se emplea un pequeño cepillo para extraer cuidadosamente células de la superficie del cuello uterino y el área circundante, las cuales se examinan al microscopio.

Normalmente, esta prueba, realizada como revisión rutinaria (cada 12 meses en mujeres que tienen resultados negativos), alerta y orienta a la realización de la prueba confirmatoria de la infección, el test de VPH, que consiste en un ensayo de laboratorio a partir de la muestra, tomada durante el frotis de Papanicolaou o por citología basada en líquidos, en que se busca la presencia del ADN (o ARN) viral de diversos genotipos (los de alto riesgo de causar cáncer de cérvix y otros tipos). 

El propósito de las pruebas de detección del cáncer de cuello uterino es identificar los precursores del cáncer de cuello uterino que pueden tratarse, antes de que progresen a un cáncer. 

¿EXISTE ALGUNA VACUNA CONTRA VPH?

Si, Gardasil, una vacuna cuadrivalente, protege contra cuatro tipos de VPH (6, 11, 16, 18) que son responsables del 70% de los cánceres de cuello uterino y del 90% de las verrugas genitales. 

DATOS IMPORTANTES

  • El objetivo de hacer las pruebas para la detección del cáncer de cuello uterino es encontrar precáncer y cáncer en etapa temprana cuando es más tratable y curable. 
  • Hacer las pruebas de detección programadas de rutina puede ayudar a salvar vidas al prevenir el cáncer de cuello uterino. 
  • Los cambios precancerosos se pueden detectar mediante la prueba de Papanicolaou y se pueden tratar para prevenir el desarrollo de cáncer. 
  • La prueba de VPH busca la infección con los tipos de VPH de alto riesgo por ser más propensos de evolucionar a precáncer y cáncer de cuello uterino. 
  • No hay tratamiento contra la infección con el VPH, pero una vacuna puede ser útil en prevenir la infección. 

¡Comparte esta información!
Ir arriba

¡Agendemos una cita!

MEX 686 553 4444
MEX 686 552 8900
USA 442 456 4808